Inicio » Curiosidades » Las 4 mejores técnicas de relajación y meditación

Las 4 mejores técnicas de relajación y meditación

Vivimos en una sociedad industrial dónde el estrés es el rey. Idas al trabajo, cuidar de los niños, las labores del hogar, los compromisos y citas, a veces pueden llegar a desbordarnos. Esto en muchas ocasiones puede llevarnos al agotamiento tanto mental como físico y en casos extremos a la depresión. Para evitar esto, y tener una vida más larga y feliz es conveniente llevar a cabo técnicas de relajación.

mejores técnicas de relajación

¿Qué son las técnicas de relajación?

Vamos a intentar desvelar estas dudas para que podáis practicarlas en vuestro día a día. Os daremos algunos trucos y consejos que os pueden venir muy bien, para llevar a cabo las mejores técnicas de relajación del momento.

En primer lugar, ¿qué es la relajación? Debemos considerarlo como un estado que nos aporta un profundo descanso, que nos ayuda a equilibrar el metabolismo, el ritmo cardíaco y nuestra respiración. Nos libera de las tensiones tanto musculares como psicológicas y también del estrés.

Gracias a las técnicas de relajación conseguiremos sensación de bienestar y tranquilidad. Tendremos un alto estado de sensibilidad y estaremos receptivos lo que ayudará a nuestro cuerpo.

Por lo tanto,  las técnicas de relajación son un procedimiento que ayuda a las personas a reducir su estrés y tensión física o mental. Ayudan al individuo a alcanzar un mayor nivel de calma.

la mejor técnica de relajación

Antes de ponerte a practicar técnicas de relajación debes saber que el estrés en su justa medida tampoco es malo. Veréis es un método que tiene el cuerpo para sobrevivir y cumplir con todas las labores que debemos hacer en nuestra vida diaria.

No debemos confundir el estrés que nos entra en época determinadas, como periodos de exámenes por ejemplo, que estrés positivo, al estrés negativo que da un exceso de activación y puede provocar que se resienta nuestra salud. Este último es el que intentaremos combatir con las técnicas de relajación.

Debéis saber algunas consecuencias que provoca el estrés excesivo como: taquicardia, aumento de la presión arterial, diabetes, acné, agresividad, entre otros.

Ahora os diremos algunas técnicas de relajación útiles que os valdrán para vuestro día, ¡vamos allá!

Las mejores técnicas de relajación y meditación

No todo el mundo se estresa de la misma forma. Debéis elegir la técnica de relajación que vaya más con vosotros. Algunos se deprimen más, otros tienden a enfadarse, ponerse nervioso. Hay muchos comportamientos.

Lo ideal de las técnicas de relajación es practicarlas como mínimo, al menos 10 minutos al día. Aunque los ideal sería, entre 20 o 60 minutos. y podrás hacerlas en cualquier parte.

4. Mindfulness

Esta es una técnica de relajación que se ha puesto muy de moda en los últimos años. Hay muchas teorías sobre ella pero lo que nos interesa saber es en que consiste. El mindfulness busca principalmente relajar nuestra mente.

técnicas de relajación mental

Nos hace conscientes de lo que nos rodea, del presente. Se trata de prestar atención conscientemente de las acciones que hacemos en la actualidad tanto internas como externas. Se realiza evitando todo tipo de prejuicios, preocupaciones. Nada de juzgar. Dejamos vagar la mente olvidándonos de nuestros problemas.

Un ejemplo de mindfulness es cuando sabemos que estamos consciente de que lo estamos haciendo y como lo hacemos, a partir de ese momento en concreto se deja a nuestra mente vagar sobre ello. No juzgar ni enfadarse por las acciones o pensamientos que nos lleguen.

ejercicios de relajación mental

Podemos practicarlo en cualquier momento y cuando queramos. ¿Como hacer este tipo de relajación? Sigue leyendo:

  • Busca un lugar tranquilo dónde te puedas relajar y que no te distraigan.
  • Colócate derecho, relajado pero sin acostarte.
  • Encuentra algo en lo que centrar tu atención. Puede ser una imagen interna, o algo externo u objeto.
  • Procura adoptar una actitud no crítica, sin juzgar, viviendo el presente.

3. Meditación

La meditación es otro método muy útil para la relajación. ¿Cómo lo hacemos? Es fácil. Debe sentarte derecho y cómodo en algún sitio, cerrar los ojos y centrarte en repetir alguna frase que te motive y que sea agradable como un mantra. Por ejemplo:  “estoy tranquilo” “me quiero a mi mismo” “estoy en paz”, etc.

técnicas de relajación para el estrés

Es muy útil que sincronicemos las frase con nuestra respiración. Si ponemos una mano sobre nuestro estómago comprobaremos nuestra respiración. Lo ideal es que sea diafragmática, es decir, que no levantemos los hombros y tengamos el cuerpo relajado, solo hinchando nuestra barriga. Los pensamientos que generemos no debemos reconducirlos, deja que se vayan solos.

Si no os ha quedado muy claro podéis echarle un vistazo a este vídeo de meditación para principiantes:

Recuerda estos pasos para iniciar tu meditación:

  • Siéntate derecho en una silla cómoda, pon tu mano en el estómago y otra en tu pecho.
  • Respira por la nariz durante 4 segundos. Debemos conseguir que la mano de tu estómago se eleve y la de tu pecho apenas lo haga.
  • Aguanta el aire durante 4 segundos y expúlsalo por la boca lentamente, contrayendo el abdomen.

Tras realizar este ejercicio en varias ocasiones te sentirás mucho más relajado, ¡prueba y verás!

2. Relajación autógena

La relajación autógena es otra de las técnicas de relajación más usadas. En ella buscamos la relajación mediante sensaciones que vienen de nuestro cuerpo producidas a través de la palabra y el lenguaje. Básicamente, entrenaremos nuestra mente y cuerpo para conseguir sensaciones a partir de autosugestiones.

entrenamiento autógeno de schultz

Conseguiremos una relajación profunda y reduciremos en gran medida nuestro estrés. Usaremos unos ejercicios muy útiles que harán que nuestro cuerpo se vuelva cálido y relajado. Para ello debemos usar en todo momento nuestra imaginación y las claves verbales necesarias.

Entrenamiento autogeno relajacion

Pasos a seguir para realizar correctamente un entrenamiento autógeno:

  • Empezaremos con una respiración profunda. La exhalación será el doble de cuando inhalemos. Ejemplo: respiramos durante 4 segundos y expulsamos durante 8.
  • A la vez que inhalamos, cerraremos los ojos y cuando expulsemos nuestro aire repetiremos varias veces: “mi brazo se hace cada vez más pesado” y nos concentraremos en esa sensación.
  • Repite estas claves verbales entre 6-8 veces: “mi brazo pesa cada vez más” pero en vez de brazo prueba con otras partes del cuerpo: hombro, espalda, piernas…
  • Posteriormente repite la frase “mi brazo derecho está más cálido”, igual que anteriormente probaremos con otras partes del cuerpo y seguiremos el mismo proceso.
  • Seguimos repitiendo frases entre 6-8 veces como: “mi corazón late tranquilo y relajadamente”
  • Repetimos entre 6-8 veces: “mi respiración es cada vez más tranquila”

Poco a poco sentiremos gran bienestar y tranquilidad si hacemos este ejercicio concentrados.

1. Relajación muscular progresiva

Esta es una de las mejores técnicas de relajación para tu cuerpo y es interesante que la practiques unos 15 minutos diarios ya que así te dará mejor resultado. Es bastante sencilla. Consiste en que deberemos poner en tensión todos los músculos de nuestro cuerpo para luego relajarlos.

la mejor técnica de relajación

Gracias a esta técnica liberamos la tensión corporal y nuestra mente se relajará. Debemos advertir que si alguno sufre de problemas musculares como de espalda o algún tipo de lesión esta técnica de relajación quizás no sea la idónea. Deberemos consultar con un especialista.

relajación mental emocional

Pasos a seguir para realizar ejercicios de relajación muscular progresiva correctamente:

  • Ropa cómoda es fundamental y sentarse cómodamente en algún sitio apartado.
  • Hacemos respiraciones profundas tirando de diafrágama como las de la meditación. Cerramos los ojos.
  • Si te apetece puede poner música que te relaje.
  • Cuando te sientas relajado céntrate en alguna parte de tu cuerpo, por ejemplo tu antebrazo derecho.
  • Tensa el antebrazo y aprieta fuerte. Aguanta contando de 8 a 10 segundos.
  • Relaja el brazo. Céntrate en como se va la tensión y siente como se relaja.
  • Repite este ejercicio con tranquilidad, tomándote tu tiempo, con todas las partes del cuerpo que veas conveniente o en tensión.

Conclusiones de las mejores técnicas de meditación y relajación

Esperamos que este artículo os haya dado una idea sobre que técnicas de relajación existen y cual podéis usar. El estrés excesivo es malo para nuestro cuerpo por lo que si usamos estas técnicas a menudo nos encontraremos mucho mejor y ayudaremos a combatirlo.

Y para vosotros, ¿cuál es la mejor técnica de relajación?, ¿qué técnica para relajaros soléis usar? ¡Esperamos vuestros comentarios!

Las 4 mejores técnicas de relajación y meditación
5 (100%) 2 votes

Acerca de Sara B. Patrón

Sara B. Patrón
Licenciada en Periodismo con gran interés en el doblaje y la locución. Apasionada de la cultura japonesa, manga y anime. Redactora ocasional y colaboradora en varias webs. Amante de lo animales.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Free WordPress Themes - Download High-quality Templates